El espíritu emprendedor, el compromiso social, la visión y la dedicación son valores que aportan al crecimiento de una sociedad. Bajo el reconocimiento de estos valores y en el marco de la decimoquinta edición del certamen Estudiante Destacado, Universidad Siglo 21 otorgó el galardón de Empresario Líder 2015 a Eduardo Elsztain, reconocido empresario e inversor argentino, cuyo trabajo ha servido de gran inspiración para los jóvenes emprendedores actuales.

Eduardo Elsztain es conocido, entre otras actividades empresariales y sociales, por ser el dueño de IRSA Propiedades Comerciales, una de las compañías más grandes de bienes raíces de Argentina; es propietario de numerosos centros comerciales en todo el país, entre ellos Alto Palermo, Dot, y Distrito Arcos; y fue uno de los impulsores de la formación de Endeavor Argentina, una organización que brinda apoyo a los emprendedores de alto impacto y promociona la cultura emprendedora.

“La Fundación Endeavor lo que hacía era entrenar en la competencia empresarial. Es decir, darle acceso al capital, acceso a la información, acceso a los capitales semilla. Empezó como un proyecto sin tener todo el desarrollo que tiene ahora. Ahora tiene más de 16 años y es una fundación que está en 25 países. A mí me dio mucho placer verla nacer en Argentina, ver que hoy está en tantos países, ver que los primeros emprendedores a los que se acercó la Fundación hoy son grandes empresarios”, explicó Elsztain, recordando los primeros años de la formación de Endeavor.

En relación a Endeavor Argentina, el empresario resaltó la importancia que ésta tiene en el escenario emprendedor actual en nuestro país. Explicó que una de sus características más significativas es que cada empresa Endeavor genera “inspiración de abajo hacia arriba”, funcionando como gran motivador para otros jóvenes emprendedores que quieren impulsar su proyecto.

Durante su paso por la Institución, Eduardo Elsztain hizo un análisis del estado de consumo actual en los shoppings, y mencionó que durante el año 2015 pasaron más de 100 millones de visitantes por los centros comerciales. “El consumo ha sido firme. Realmente han estado en la línea de nuestro presupuesto”, dijo. Y agregó: “es un sector dinámico, nosotros no hemos visto caídas de ventas, no hemos visto ninguna situación para alarmar, tenemos todos los centros comerciales en ocupación absoluta, tenemos gente en lista de espera para entrar a los centros comerciales”.

Respecto al sector inmobiliario y las proyecciones que se tienen a futuro, el empresario comentó que están trabajando “hace muchos años en un proyecto muy importante de vivienda”, que ocupa unas 70 hectáreas en la Ciudad Deportiva de Boca. “Tengo la expectativa que lo que vamos a hacer es una inversión muy grande, muy importante”, manifestó.

En el último año, su empresa inauguró Distrito Arcos, un nuevo centro comercial en la ciudad de Buenos Aires; abrió un centro en Neuquén y se estuvo preparando para desarrollar un proyecto en los antiguos depósitos de Nobleza Piccardo, en el partido de San Martín. “Creo que lo que tiene la inversión inmobiliaria es que son inversiones de muy largo plazo y que mejora la infraestructura urbana”, dijo.

En su discurso, Elsztain también se refirió a la frustración con la que muchos emprendedores se encuentran en el camino que lleva a la creación de su empresa. En este sentido, se focalizó en recordar a los futuros empresarios que el éxito de un emprendimiento no está dado por cuánto sea su rédito económico, sino que el emprendedor exitoso es aquél que es perseverante. La perseverancia es lo que mueve al emprendedor a “cometer muchísimos errores” y aprender de ellos.

Finalmente, Elsztain hizo una pequeña bajada a la realidad sobre el trabajo que requiere cada uno de los emprendimientos que se lleven adelante. “Cada empresa que van a poder pensar hoy, es una empresa de esfuerzo. Es una empresa que empieza con un sueño. Y que muy probablemente puedan ver las empresas esos sueños si tienen la paciencia y saben que lleva no un mes, no un año, no una década, a veces son veinte años. Las mejores cosas que nos pasaron a nosotros nos llevaron mucho tiempo, muchísimo esfuerzo”, concretó.