En el marco del Seminario de Periodismo y Comunicación previo al VIII Congreso Internacional de la Lengua Española, Caparrós y Villoro reflexionaron sobre el periodismo en la era de la sobredosis informativa y el rol de las universidades en la formación de periodistas.

Como parte del conversatorio llamado “Desafíos de la palabra y periodismo”, los reconocidos escritores y periodistas Juan Villoro y Martín Caparrós brindaron un debate abierto sobre los desafíos que atraviesa el periodismo inserto en la sobredosis de información, las redes sociales y la hiperglobalización. El evento que compartieron junto al Secretario General de la Organización de Estados Iberoamericanos, Mariano Jabonero, formó parte de las actividades previas al Congreso Internacional de la Lengua Española en la ciudad de Córdoba.

Martín Caparrós disparó “A mi lo que me interesa es un periodismo que pueda poner todo en duda”.

“El fenómeno actual ya no es tanto cuál es la historia, los hechos, sino qué pienso yo de la historia y de los hechos. Si bien en el siglo XIX y gran parte del siglo XX los periódicos eran partidarios, ahora con las redes sociales el fenómeno es mayor. Hoy el periodismo, en un gran porcentaje, se lee para confirmar lo que uno ya piensa”, agregó.

También Villoro se expresó al respecto de la situación actual del periodismo, y manifestó que:

“Estamos viviendo momentos donde es muy difícil que la gente tenga la necesidad de leer información veraz y calificada”.

Para el periodista mexicano, la búsqueda de la verdad está en “entredicho”, porque abundan informaciones que distorsionan, y cada vez es más urgente llegar a la verdad de las cosas. “La mayoría de los directores de periódicos todavía no entiende la diferencia entre leer un diario que tiene credibilidad y verifica sus noticias, o simplemente recibir noticias distorsionadas que vienen desde cualquier lado”, dijo el escritor.

Villoro llamó a volver a “generar una cultura” de la información, donde es importante el rol de las universidades en la formación de lectores “militantes de la verdad”. “De lo contrario sólo quedarán estos grandes conglomerados y la pulverización de la información”.

“El trabajo más importante del periodista es contar lo que vale la pena ser contado”

En medio del debate que tuvo lugar en la Universidad Nacional de Córdoba, Juan Villoro habló de la importancia de hacer reportajes periodísticos que traten de indagar en la verdad.

“Por supuesto que la verdad es una categoría muy resbalosa y no siempre podemos estar seguros de que sea la verdad absoluta, ya que toda verdad es acotada”- aclaró- “pero podemos verificar hasta donde sea posible, y ese es un compromiso esencial en el reportaje de investigación”.

En este sentido, cuestionó lo que sucede cuando dos medios informativos de ideologías diferentes cubren el mismo acontecimiento: “Pareciera que la misma noticia ocurrió en dos países diferentes”, dijo. “Claro que hay zonas legítimas dentro del periodismo donde se puede editorializar y donde no se está contando una exclusiva. Pero el periodismo tiene que decir algo sobre quién ganó las elecciones, y eso debe ser incontrovertible”, expresó.

Por su parte, para Caparrós “no hay información necesaria, sino un conjunto de material que se impone y uno empieza a creer que necesita saber que un avión se cayó en Etiopía, por ejemplo”. Según el escritor, lo necesario es pensar a partir de lo que uno ve, y eso es “algo que el periodismo hace muy poco”.

Me parece que en lugar de descubrir lo supuestamente oculto, es interesante tratar de hacer sentido con todo eso que ya sabemos. Esos son los relatos que a mi me gustan del periodismo”.

El reconocido periodista argentino radicado en Madrid cuestionó lo que sucede con la sobredosis de información que llega en exceso a nuestras computadoras y teléfonos celulares. “Nos arrojan información para que tengamos la sensación de que estamos participando o influyendo de algún modo, cuando en realidad no lo hacemos. Y eso se vuelve vicioso. Tenemos alertas en el teléfono para saber qué diputado dijo tal cosa”, expresó Caparrós. Según su mirada, “se perdió la posibilidad de extraer lo que verdaderamente vale la pena ser contado, y ese es el trabajo más importante”.

Los retos de las universidades en la formación de periodistas

La formación universitaria también estuvo en el foco del debate de los dos grandes maestros del periodismo. Al respecto, Villoro manifestó que la mejor manera de educar en esta área, es combinar la teoría con la práctica y la experiencia que pueden tener quienes ya trabajaron en los medios.

“Las universidades que enseñan comunicación y periodismo deberían crear plataformas de noticias, tener periódicos digitales o impresos, porque la mejor educación es la práctica”

En ese sentido, compartió un recuerdo de su formación universitaria en México, donde siendo muy joven fue invitado a participar de un proyecto de creación de un periódico. “Se iba a llamar ‘El independiente’. Durante muchos años trabajamos allí haciendo simulacros de cierre de edición. Yo estaba a cargo de la sección de Cultura. Para nosotros fue una especie de Máster y un verdadero modelo de enseñanza”, expresó.